La Gaviota se despide del poder de la forma más naca posible: en un especial del programa “Ventaneando”

México.- Bien dicen que el dinero no compra la clase ni elegancia, y además de los constantes escándalos, el sexenio 2012-2018 pasará como uno de los más patéticos de la historia por ser literalmente una mala telenovela que se convirtió en un circo por los patiños que intervinieron, siendo los más conocidos los bufones Enrique Peña Nieto y Angélica Rivera, quien sin tapujo, en distintos momentos sacaron la naques que llevan dentro, y demostraron que ni el tener cientos de millones en el banco puede volver a alguien decente.

Además de triunfar por la imposición de Televisa de vender una pareja de telenovela, el sexenio se caracterizó porque en vez de ponerse a trabajar La Gaviota y sus hijas solo se dedicaban a mostrar su jeta en las revistas “¡Hola!”, “Caras”, “Quién”, y otras que les lamian las patas poniéndolas en todas sus portadas para agarrar un hueso seguro.

Y si, no conforme con todo el bochornoso espectáculo que dio en 6 años, Rivera decidió retirarse a su manera, en el más patético de los circos y es que optó por decir adiós en un programa especial de “Ventaneando”, el nido de víboras que se caracteriza por criticar a todo mundo para que luego los conductores le pidan a la gente “que dejen de merece en lo que no les importa” (esto es real, cada que critican a alguno de los conductores en redes sociales, estos  le piden a la gente que dejen de estar de metiches, cuando ellos se llevan algo de tragar a la boca por critican a todo mundo).

Y es que no basta ser inteligente para saber que la patética estrategia de Angélica era manejar su papel de Primera Dama idéntica a su faceta de actriz, es por eso que en casi todas las ceremonias del girito y otros eventos de gobierno, Paty Chapoy y otras celebridades eran invitados especiales, por lo que era casi obvio que cerraría su ciclo en el poder de esta forma, haciendo o un especial para uno de los programas más patéticos de la televisión mexicana.

Sgun comenta el conductor Daniel Bisogno, La Gaviota “no los recibió “en su papel de Primera Dama, si no en su faceta artística”, contándoles los peores y mejores momentos que vivió en su telenovela (¿quién no se iría feliz con una casa de $7 millones de dólares), señalando que “en todo momento se portó humilde y accesible” (a chinga, ¿pues es la reina de Inglaterra o porque tendría que comportare de otro modo?).

Por su parte, Pedrito Sola, que decepciona a sus fans por prestarse a estas payasadas, señaló que Rivera le comentó que en breve escribirá un libro donde relatará el infierno y alegrías que vivió en la silla presidencial, además de chismearle como conquistó a Peña Nieto, como si la gente no supiera que Televisa arregló el matrimonio.

En fin, hace tiempo le presentamos a usted una entrevista de los 90´s donde una veinteañera y populachera Angélica Rivera hablaba de sus pompas y como poner cachondos a los hombres (si quieres ver la entrevista da click aquí), y tal parece que esa naca mujer jamás desapareció, y terminó cerrando el sexenio de una de las forma más nacas vulgares posibles, en “Ventaneando”.

Por: Omar Ariel Cortes

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.