El Vaticano firma contrato con Televisa para que sea considerado pecado capital ver el programa“A cada quien su santo”

México.- El Papa Francisco en representación de la iglesia católica anunció que él y los altos clérigos del Vaticano firmaron un contrato de exclusividad con Televisa por $1.000 millones de euros para que la serie de televisión “La Rosa de Guadalupe” sea el único programa mexicano que tenga el poder (de manera certificada) de conceder el cielo y limpiar los pecados a las personas que la vean.

El contrato específica que si el fiel católico sintoniza algún programa de corte religioso de otra televisora se condenará de manera automática a las llamas eternas del infierno y no tendrán perdón de Dios a menos que otorgue una compensación económica, lo que obviamente le asegura el paraíso,  con el fin de que la empresa recupere el dinero que invirtió en regalarle el cielo millones de almas.

Fue el cardenal mexicano Norberto Rivera quien en conferencia de prensa anunció que la persona se condenará a pasar 100 años en el purgatorio si sintoniza “A cada quien su santo” (competencia directa de La Rosa), ya que dicho programa desvirtúa por completo el concepto de la fe católica al mostrar casos irreales de personas que arreglan sus problemas sin ayuda de un orden divino:

“El Vaticano analizó este programa y descubrió una serie de incongruencias en la trama que desvirtúan por completo el legado religioso de nuestro señor. Prácticamente los conflictos de la gente se resuelven gracias a la ayuda de simples mortales sin intervención en ningún momento de una fuerza invisible superior, esto nos parece una grosería ya que prácticamente desacreditan el poder de Dios”, comentó Norberto.

“La gente de otros naciones puede estar tranquila, incluso si en sus países existe otra barra de programación religiosa. Solo cometerán pecado si dentro del territorio nacional optan por ver el programa de Tv Azteca en vez de la oficialmente religiosa La Rosa de Guadalupe, única serie mexicana católica avalada por el Vaticano”, comentó el Papa.

 

Por: Omar Ariel Cortes

Comments

comments

2 comentarios

Los comentarios están cerrados.